Semillas de cáñamo para fumar

Porque no es buena idea fumar semillas de cáñamo

¿Fumar semillas de cáñamo? A ver por qué es una mala idea

Si has decidido abrir este artículo, significa que te estás preguntando si es posible fumar semillas de cáñamo.

Seamos honestos: no es imposible, pero los riesgos y las consecuencias son preocupantes (por decirlo suavemente). Migrañas, inhalación de tóxicos y problemas respiratorios son solo algunos de los efectos secundarios.

Ahora, ¿quieres saber cuáles son los otros?

En este artículo hemos intentado resumir todas las razones por las que nunca debes fumar semillas de cáñamo.

¿Ya tienes la impresión de que este artículo es para ti?

¡Disfruta de la lectura!

Semillas de cáñamo para fumar

Esta es la razón por la que nunca debes pensar en fumar semillas de cannabis

Técnicamente, es posible triturar las semillas de cannabis hasta convertirlas en polvo e intentar fumarlas. Sin embargo, ¿significa esto que debes hacerlo?

La respuesta es absolutamente no.

¿Te preguntas por qué?

Ten en cuenta que fumar semillas de cannabis es dañino para los pulmones e irrita las vías respiratorias del cuerpo, incluso si eres un fumador crónico. Además, cuando se fuman las semillas se producen sonidos agudos y crepitantes, que harían que la sesión de fumada -además de peligrosa- fuera indudablemente incómoda.

Pero eso no es todo.

¡Los efectos a largo plazo de fumar semillas de marihuana son aún peores! De hecho, las semillas de marihuana producen sustancias químicas cancerígenas y toxinas que pueden dañar gravemente el sistema respiratorio.

En resumen, un auténtico desastre.

Por lo tanto, nuestro consejo es que los uses exclusivamente en tu dieta o que los mantengas en tu colección, en el entendido de que fumarlos es una muy mala idea.

Lee también: ¿Cuántas horas de luz necesitan las diferentes variedades de marihuana?

¿Cuáles son los principales efectos secundarios para quienes deciden fumar semillas de cannabis?

Primero, fumar semillas de cáñamo puede causar migrañas severas, pero este no es el único efecto secundario del que preocuparse.

La irritación de la garganta es otro riesgo común que podría provocar tos persistente y dolor de garganta.

Según algunos, también podría causar complicaciones gastrointestinales como náuseas, vómitos y dolor abdominal.

Pero sigamos.

Una cosa buena de las plantas de cannabis es que no contienen compuestos tóxicos. Esto explica por qué muchos consumidores que experimentan efectos adversos a menudo informan efectos secundarios leves y de corta duración en comparación con los producidos por muchos otros extractos de hierbas.

Sin embargo, la situación cambia de golpe a la hora de fumar marihuana y, peor aún, a la hora de decantarse por las semillas de marihuana.

¿La razón?

El humo requiere combustión, lo que implica condiciones de alta temperatura que podrían oxidar algunos de los compuestos tóxicos presentes en el aire, incluidos metales pesados ​​como el mercurio y compuestos cancerígenos como el benzopireno y el benzoantraceno.

Una vez oxidados, estos compuestos se combinan con las semillas y se inhalan junto con el humo producido. Considera también que fumar a largo plazo (de semillas de cannabis y cualquier otra parte de la planta) podría aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas como cáncer de pulmón y enfermedades del corazón.

fumar semillas de cannabis efectos secundarios

Semillas de cáñamo: estos son los mejores usos (para aprovechar al máximo sus propiedades)

Hasta ahora hemos reiterado una y otra vez que no es posible fumar semillas de cáñamo, pero ahora te estarás preguntando entonces cómo usarlas, ¿verdad?

La buena noticia es que hay muchas opciones:

👉🏻 más seguro;

👉🏻 más saludable;

👉🏻 de conformidad con la legislación española vigente (si deseas obtener más información, puedes encontrar toda la información haciendo clic aquí).

Como comentábamos anteriormente, cada vez son más las personas que han decidido introducir semillas de cáñamo en su dieta. Ricas en omega-3 y omega-6, son perfectas para aliñar una buena ensalada, por ejemplo, para hacer una comida equilibrada.

De hecho, como imaginarás, es realmente difícil encontrar alimentos que contengan estos ácidos grasos poliinsaturados, por lo que las semillas se adaptan perfectamente a este fin.

¿Qué otra cosa?

Alternativamente, la ley no prohíbe la posesión de semillas para la recolección: no es de extrañar que muchos entusiastas las guarden en frascos especiales por este mismo motivo.

Lee también: Inflorescencias de cáñamo: ¿Qué son y qué propiedades tienen?

Conclusiones

En este artículo hemos visto por qué no es buena idea fumar semillas de cáñamo.

Como has leído, los riesgos son muchos: migrañas, problemas respiratorios y problemas gastrointestinales. Además, la experiencia puede resultar desagradable, ya que es probable que las semillas crujan.

Finalmente, la combustión, necesaria para poder fumarlos, podría provocar la oxidación de sustancias altamente nocivas y cancerígenas presentes en la atmósfera.

En resumen, es preferible usar semillas de cáñamo solo en su dieta o por motivos de recolección.

Si, por el contrario, buscas productos de calidad y, sobre todo, en pleno cumplimiento de la ley española, visita Justbob: nuestra tienda de CBD ofrece una amplia gama de productos como marihuana CBD, hachís legal y aceite de CBD.

¡Esperamos verte en Justbob, hasta pronto!

Source by [author_name]